Fuck buddy: el arte del sexo casual

Estoy segura que todos hemos pasado por esto, por ser el fuck buddy de alguien y eso no está mal. Tengo una amiga que conoció un jevito, bien chulito, en La Placita. Ella pensé que él me estaba ligando a mí, pero yo sabía que no, que era a ella. Se lo dijey no me creía. Entre cervezas y cervezas la cosa se puso buena, al punto que amanecieron juntos. Semanas después siguieron con el frecuentándose... según ella hubo hasta maratones sexuales, días enteros de películas y sexo. Qué como duraron tanto tiempo, pues hablando y protegiendose. Ahora, él tiene pareja y ella está soltera. Ella está tranquila, porque obtuvo de él lo que quiso... pasarla bien.


¿A quién no le gusta un polvito en un encuentro casual?


No me tienes que responder…


De hecho, sé la respuesta. Asumiendo que tu respuesta es un sí, por lo regular elegir con quién compartir una relación sexual ocasional puede ser todo un papelón. Para evitar el papelón desde el principio te daré unos consejos que puedes poner en práctica a la hora de encontrar un fuck buddy.


1. NO te envuelvas


Te lo repito, NO te envuelva, y el NO es en mayúsculas. Es importante que desde el principio conversen sobre lo que estarán experimentando ambos… es decir, si los encuentros son meramente sexuales, déjenlo ahí. Eviten ir a comer, las salidas juntos, los regalos, entre otras cosas. Yo sé que bien bueno tener a alguien te que consienta de vez en cuando, pero a veces esos tratos tienden a confundir. En el caso que ambos estén deseos de que el amor aflore, adelante, pero no seas tú, quien se enamore sola.



2. 100% protección


Cuando salgas de jangueo o simplemente vayas al trabajo lleva un condón en tu bolso. Es mejor prevenir que lamentar. Por el hecho de que una mujer cargue consigo condones no significa que es fácil, todo lo contrario, es sinónimo de que esta mujer se ama lo suficiente y se cuida su salud. Es mejor evitar y proteger tu cuerpo de cualquier enfermedad de transmisión sexual.


3. Fluye


Evita ponerte tan tiquismiquis…


Sé espontánea, el sexo se hizo para probar cosas nuevas. Es probable que nunca más vuelvas a ver esa persona, así que no te cohíbas, pero siempre procura respetar tu cuerpo. Por eso, no hagas cosas que no estás dispuesta hacer solo para complacer a otra persona y no comprometas tu salud. Prótegete y si no estás o no te sientes segura, retrocede… en tu cuerpa solo mandas tú.


4. Lugar neutro


Elige un lugar neutro y sobretodo seguro para este encuentro. Tu casa y su casa no es una opción. Lo mejor es ir a un hotel o un motel. Tu casa es el espacio más puro y más importante que tienes, no todo el mundo tiene el privilegio de entrar ahí, por otro lado, recuerda que esta persona sigue siendo desconocido. Por lo tanto, evita involucrar los espacios personales. Más adelante si se tienen más confianza y siguen frecuentando… invítalx.


5. Bájale dos


Cuando uno sale de jangueo se pone bien inflado como pavo real. Mi recomendación es que le bajes dos rayitas al flow, porque puedes dar la impresión de arrogante e imposible. Olvídate un poquito de la pose y disfruta de la noche. Lo importante es pasarla bien.


6. Libérate


Desprograma esa voz interna que te llama “fleje” si eres mujer y “puerco” si eres hombre. Olvídate de los tabúes en cuanto al sexo y de pensar en cómo debe ser, aquí lo importante es lo que tú sientas y quieras. Sé honestx contigo y vive de acuerdo a lo que tú entiendas como correcto. La sociedad siempre tendrá algo que decir.


Importante:

  • No mencione a tu ex. Tendrás un encuentro casual, no una visita al psicólogo.

  • No confundas amor con sexo.

  • Utiliza siempre protección.

  • Evita tragar. No conoces lo hábitos alimenticios de esa persona.

  • Evita consumir demasiado alcohol, puedes quedarte dormidx. Y si eres hombre, tu erección no será la mejor.

  • Y por último pichéale al celular.

498 vistas
  • Facebook icono social
  • Icono social Instagram
  • Icono social de Spotify
  • Icono social Twitter
  • Facebook icono social
  • Icono social Instagram
  • Icono social de Spotify
  • Icono social Twitter

© 2018 by Con el verbo en la piel